Espacio en fuga

Estamos envueltos en rutinas laborales, familiares o de estudios. Las urbes nos sumergen en grandes moles de cemento, nos ensordecen con ruidos que no percibimos porque hacen parte de nosotros. Las ciudades: movimiento, afán, caos. En contraposición a estas, pisoteados, trasegados, olvidados, existen espacios bellísimos que nos permiten salir de la contaminación a la que estamos expuestos, allí podemos recuperar la libertad, la capacidad de divertirnos con poco.

Sigue leyendo

Anuncios