El hombre del alambre

Claudio llevaba todo el día elaborando en alambre hombrecitos, animales y otras figuritas, sin lograr una sola venta. Él dispone su negocio en los andenes del parque de Usaquén desde hace varios años y cuenta orgullosamente, que desde niño heredó de su padre, este talento.

Sigue leyendo

Anuncios

Contemplación

Durante varios días estuve en un parque bogotano contemplando el paisaje, el caminar distraído y ensimismado de los transeúntes, la soledad bulliciosa de la estación de policía, el parloteo enamorado de parejas que no se enteraron de que las espiaba. También vi la felicidad de los abuelos con las sonrisas juguetonas de sus pequeños, percibí el beso del balón de fútbol a los pies de quienes se entrenan a temprana edad aspirando a las ligas mayores, las ganas de algunos muchachos de bombear sus músculos y parecerse un día a Johnny Bravo.

Sigue leyendo